No tengas miedo
  | 14 ☆ |

- No tengas miedo Ben, todo saldrá... bien. 
- No sufra por mí, madre, soy fuerte. Y lo seré cuando llegue la hora.

Las manos sudorosas de hijo y madre se agarraron como nunca antes habían hecho, con una fuerza que ambos desconocían tener. Ella luchaba por no borrar la sonrisa de su rostro, mientras él trataba de mostrarse firme, sin temblor alguno en su cuerpo. Fallidos resultaron, no obstante, los intentos de ambos por ocultar el miedo que sentían; las lágrimas que desfilaban por sus rostros y el terror de sus miradas les delataban.

Fuera de casa, los gritos de personas suplicando clemencia se perdían entre el ruido de las ametralladoras y la explosión de las bombas. La nieve que cubría los campos se había teñido de un rojo violeta y la corriente del río que acostumbraba a transportar agua, barro y piedras, ahora también arrastraba cadáveres. Disparo a disparo, persona a persona decía adiós para siempre a sus seres queridos, a su derecho a vivir, a la vida. Muertes en vano que en ningún caso causaban alegría, solo dolor.

Pasos cada vez más cercanos a la casa comenzaron a escucharse dentro. Una fuerte patada derribó la puerta a la primera, partiendo la frágil madera en dos. Militares con las armas por delante entraron en la casa dando gritos y ordenando a sus ocupantes no moverse. Ben miró a su madre lleno de espanto. Ella le devolvió la mirada más tierna que pudo. Despegaron sus labios temblorosos y antes de pronunciar palabra, se dieron el que sería su último beso. 

-No me suelte la mano, madre. 
-No temas hijo, no lo haré. Sólo cierra los ojos. Quedaremos dormidos juntos como tantas veces cuando eras más pequeño.

Abrazados quedaron, sintiendo en su piel los escalofríos del otro. Con los ojos cerrados e inmóviles, sin oponer resistencia, se limitaron a esperar. Dos disparos certeros atravesaron finalmente sus cuerpos, que no tardaron en ser derribados y caer. Mano con mano, quedaron tendidos en el suelo helado. La sangre corría por sus cuerpos; sus lágrimas ya se habían secado.

Nada se ganó ese día, pero fue tanto lo que se perdió… vidas de madres que no deseaban más que ver crecer a sus hijos, y de hijos que no deseaban más que vivir. 



Vidas de inocentes arrancadas injustamente por el poder, la ira y el orgullo de otros.
14 comentarios:
Blogger Ana Paula Reinoso ha dicho...

Que linda la entrada aunque da un poco de impotencia y bronca..Que pena esas personas que no les importa la vida de alguien mas. solo las suyas.. Un beso enorme gracias por pasaarte :)

23 de agosto de 2012, 6:02  
Blogger Girl ha dicho...

Ay dioss pero que buena entrada! Me parecio perfecta y original, aunque es triste describiste todo tan perfectamente lo horrible la injusticia e impotencia ante una de esas horribles situaciones, yo me imagine diferentes momentos de la historia a medida que lo leia lo peor es que tpdavia hay mucha gente que muere por estupidas guerras sin sentido alguno...
El texto me fascino, escribis espectacular te lo digo encerio, me re emociono
Un beso enorme y espero por tu proxima entrada y espero que sea pronto!

23 de agosto de 2012, 7:36  
Blogger Nel ha dicho...

q historia tan triste,i mas triste aun q es una realidad,q las guerras existieron,existen pero q ojala no existan mas,vidas perdidas por el poder i la ambicion,tantas historias tan tristes,puff ojala nunca nos toque vivir algo asi...u.u

23 de agosto de 2012, 8:49  
Blogger Elito ha dicho...

Ha sido todo lo duro que tiene que ser... y me ha gustado. Mucho mucho mucho :)
Besitos <3

23 de agosto de 2012, 9:56  
Blogger Laura ha dicho...

Joder Kira, recuérdame que no lea tus entradas tan tarde, porque por las noches no sé que me pasa que me vuelvo siempre más sentimental, e imagínate como me he quedado al leer tu entrada, imagínate como me has dejado con esa música de fondo y todo lo que describías.
¿Y tú hablas de mi perfección ?
Perfección es esto, la dureza en tus palabras, los sentimientos que transmites, porque consigues que todos los que te leen se transporten ahí, al lado de esa madre y ese hijo.
¿Y sabes que es lo mejor? Que describes una injusticia que es actual de una manera que nos deja a todos la piel de gallina.
Kira eres la puta perfección en persona, y a mi no me vengas con tonterías, de verdad.
Me encanta.
Un besazo enorme, mereció la pena esperar para leer cosas como estas.
Te quiero.

23 de agosto de 2012, 15:32  
Blogger Ainnoa♥ ha dicho...

Es muy duro, pero me ha gustado mucha tu entrada...

besos!

23 de agosto de 2012, 22:54  
Blogger Arquitecta de sueños✝ ha dicho...

Que entrada mas emocionante...y es que es algo injusto que muchos pierdan su derecho a vivir por avaricia de otrosp. Por guerras inutiles.... aunque sea triste me ha encantado.

25 de agosto de 2012, 10:39  
Blogger La chica de las gafas ha dicho...

Teines un premio en mi blog, la entrada se llama de bloggers para bloggers.
Besos, la chica de las gafas

26 de agosto de 2012, 3:50  
Blogger Doamna care plânge ha dicho...

es muy triste pero muy cierto !

26 de agosto de 2012, 13:09  
Blogger Nancy ✝ ha dicho...

Awwww. Entradas como estas es por lo que sigo en este mundo blogger, se me hizo un nudo enorme en el estomago.
No entiendo como los seres humanos podemos ser capaz de esto, de destruir vidas inocente, te convertir en algo hermoso como lo es la vida, a algo peor que el mismísimo infierno.
Hoy no me queda más que halagarte por esta entrada que revolvió en mi, millones de sentimientos.
Por cierto Kira, no me llega la notificación de cuándo publicas tus entradas, ¿Si te estoy siguiendo?
Porque le he apretado un millón de veces al botón de seguir, pero no estoy segura de seguirte y no quiero perderme entradas como estas.
Te adoro chica, sigue asi, me encanta pasarme por aquí, todo es perfecto!

26 de agosto de 2012, 14:59  
Blogger Sandra Afrodita ha dicho...

Me encanto leer esta historia, tan realista y tan triste a la vez, que me da miedo el saber que esto le ocurrió a miles de personas por el orgullo de personas que no merecían ni respirar. Decirte solamente que creo que estas muertes no fueron en vano, ninguna muerte fue en vano, porque sirvió para darnos cuenta de que con las guerras y muertes no se va a ningún lado. Por culpa de ideales políticos religiosos o económicos. Me encanta leerte y el blog esta divino como siempre, besazos ;)

27 de agosto de 2012, 3:35  
Blogger Laura. ha dicho...

Es una entrada tan triste, tan imponente que, cómo no, tiene su punto de belleza. La fluidez con la que utilizas las palabras y describes los hechos es increíble. Y, sin falta, la historia en sí, está más que bien.
Es duro que por culpa de personas que sólo quieren venganza o divertirse, mueran personas inocentes. Es muy muy duro.

*muchos, muchos besos con sonrisas*

29 de agosto de 2012, 7:11  
Blogger Ginebra ha dicho...

Mientras leo siento una gran impotencia. Como si estuviera al lado del que dispara, pero no puedo tocarlo, ni pararlo, ni siquiera gritar para que se detenga.
P.D.: Por favor, ¿podrías decirme las canciones de la lista de reproducción? Es que me encanta.

5 de septiembre de 2012, 13:33  
Blogger `·.·•¤ Hanabi ¤•·.·´ ha dicho...

La cobardía de la guerra. Esto no se puede ver bueno en ningún sentido, por ningún ángulo y por ninguna maldita razón.
Tanta inocencia se va, tanta alegría de vivir se esfuma... todo queda en nada.
Tu historia me a encantado, de una rara manera, porque la tristeza aún así caló hondo en mi corazón.

Un beso.

6 de octubre de 2012, 11:51  

Publicar un comentario

Muchísimas gracias por dejar un comentario. No importa que sea corto o largo; cada uno de ellos es especial para mí y me saca más de una sonrisa ♥

Por favor, nada de spam.


Escrito por Kira ღ  
(Un 23.8.12)